Artículos

¿Dónde se originan los cambios?

“Lidiando con la incertidumbre: las estrategias deliberadas y las estrategias emergentes”.

Si en una playa nos metemos al agua y permanecemos en la línea donde rompen las olas, estaremos sometidos todo el tiempo al movimiento incesante de éstas. Pero si nos adentramos lo suficientemente en el mar, disfrutaremos de su movimiento ondulante sin estar sujetos a las embestidas de las olas.

De forma similar existe una diferencia importante entre el empresario que permanece en medio de un ambiente turbulento y el empresario que emplea la planificación estratégica para dirigir su empresa.

Los cambios que experimentan ambos -las olas- tienen su origen en los movimientos de una serie de agentes del entorno empresarial:

  • De las agencias de gobierno proceden los cambios legales y políticos
  • De los actores productivos y financieros, los cambios económicos
  • De las distintas agrupaciones de la  sociedad civil, los cambios sociales
  • De los productores de la ciencia y la tecnología, los cambios tecnológicos y ambientales

Cuando una empresa sólo es capaz de reconocer estos cambios una vez que han tocado a su puerta, está en problemas. Se encuentra justo en el lugar en el que estallan las olas, condenándose a vivir reaccionando.

Pero cuando realiza una gestión estratégica puede observar cómo se producen los cambios, anticiparlos y responder, no sólo reaccionar.

La planificación estratégica surgió de los ambientes militares para lidiar con la incertidumbre. ¿Qué hacer si el enemigo hace esto? ¿Qué si hace esto otro? Lo cual permitía a los generales diseñar respuestas adecuadas a los movimientos del enemigo.

En el mundo empresarial la planificación estratégica se refiere tanto a los cambios en el entorno como a las acciones de los competidores.

La manera de responder a los cambios que logramos vislumbrar es mediante las estrategias deliberadas, anticipadas. Mientras que a los cambios imprevistos, respondemos a través de las estrategias emergentes, espontáneas.  Las primeras, surgen del estudio concienzudo de las oportunidades y las amenazas,  realizado desde una oficina o despacho. Las segundas, de la observación atenta en el propio campo de batalla.

Decía el militar, estadista y expresidente norteamericano Dwight D. Eisenhower: “Al prepararme para la batalla, siempre he encontrado que los planes son inútiles, pero la planificación, indispensable”. Queriendo significar con ello que ceñirse ciegamente a lo planificado desde un escritorio no resulta eficaz en el momento de la batalla, pero el proceso mediante el cual se diseñaron los posibles escenarios y las eventuales respuestas para el combate, es imprescindible, por cuanto permite actuar sin demora.

Para el empresario absorto en la problemática diaria de su organización, pensar en realizar planificación estratégica puede parecerle una meta lejana, pero cada día son más los directivos que emplean esta herramienta la cual resulta más accesible y útil de lo que muchos piensan.

Suscríbase aquí y obtenga un año de acceso a tres poderosas herramientas que le apoyarán en la gestión diaria de su organización.

Para descargar este artículo en PDF haga clic en el siguiente enlace Art. 49 Blog

Vladimir Gómez Carpio
Consultor en procesos de transformación personal y organizativa
www.trinodus.com

Copyright (c) 2014 Vladimir Gómez Carpio

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s